Skip to main content

El concepto de economía circular tiene como objetivo implantar una economía basada en el principio de cerrar el ciclo de vida de los productos, produciendo bienes y servicios a la vez que se reduce el consumo, desechos y desperdicio de materias primas, agua y energía. Lo que supone una intersección de los aspectos ambientales y económicos donde los productos deben poder extender su vida útil con facilidades para ser reparados y finalmente cerrar el círculo siendo reutilizables y fáciles de desmontar.

El principio fundamental de la economía circular es la utilización de los residuos para obtener materia prima para otros bienes, reduciéndose drásticamente tanto la generación de residuos (basura) como la extracción de nuevos materiales y materias primas. Actos que aportan beneficios a la sociedad.

Forma parte de los nuevos modelos económicos sostenibles emergentes que ofrecen alternativas coherentes al sistema actual y que luchan contra el cambio climático en su esencia, donde algunos ponen más el foco en cuidar a las personas, otros en las finanzas éticas, cuidar el planeta o el medio ambiente.

Economía circular vs economía lineal

Cómo implementar la economía circular en la empresa

El término economía circular fue acuñado por primera vez hace unos 30 años. Concretamente apareció de la mano de Pearce y Turner en 1990 con el objetivo de describir sistemas cerrados de interacción entre economía y medio ambiente. Proponían superar la economía lineal en la que estábamos actuando, basada en el concepto unidireccional y occidental del tiempo, en el avance siempre hacia delante de la tecnología y en el espejismo capitalista del crecimiento económico exponencial e infinito para acercarse a un concepto que quizás resulta más familiar en la tradición oriental: la del ciclo o circularidad.

Para ello no basta con reciclar, sino que es necesario cerrar y evitar fugas en esos círculos. Es decir, controlar que los residuos que quedan tras la producción de nuevos materiales con materiales reciclados tiendan a cero. Para muchos, la implantación de este modelo supondría el fin de la era de los productos materiales de usar y tirar y de los combustibles baratos.

Con el medio ambiente y la sostenibilidad del planeta en el centro del nuevo paradigma, con los nuevos objetivos de la UE para alcanzar sus objetivos de emisiones de gases de efecto invernadero, hay que cambiar radicalmente de economía lineal a economía circular.

Cambiar la distribución de los recursos para las diferentes áreas de la empresa

Pero si hay una característica esencial en la aplicación de la Economía circular en las empresas es que obliga a repensar los procedimientos de fabricación de extremo a extremo, exigiendo aún más recursos en estas tres áreas: el desarrollo de productos, la recuperación, el remanufacturado y la reparación.

En el caso de la recuperación de desechos y reutilización, empresas como Apple cuentan ya con maquinaria específica para que las piezas de las terminales antiguas puedan ser separadas, recicladas o reutilizadas. Además, el gigante tecnológico le ha puesto nombre, el robot ‘Liam’.

El sector del plástico, protagonista del cambio

El sector del envase es una de las industrias a las que los cambios hacia la sostenibilidad afectan con mayor fuerza. Desde hace años, las empresas productoras se hayan en un proceso de investigación e innovación para el desarrollo de plásticos sostenibles, bioplásticos y materiales que faciliten los procesos de separación y reciclado.

Los residuos de aparatos eléctricos y electrónicos en la economía circular

En ACS Recycling apostamos por la economía circular desde hace más de 8 años, dedicados única y exclusivamente a la buena labor de asesoramiento y gestión de los RAEE para cualquier tipo de empresa. Nuestro trabajo consiste en concienciar y ayudar a las empresas de cómo hacer un buen reciclaje de todos estos aparatos eléctricos y electrónicos.

Creemos que se debe ser más estricto a la hora de pedir la gran labor del reciclaje para todas las empresas. Nos encontramos que muchos de los RAEE que se generan, acaban en manos de cualquier tipo de empresa sin permisos y/o en manos de personas que trasladan estos residuos a sitios desconocidos. No se debe fomentar esta práctica, se debe fomentar la práctica del correcto reciclaje ya que el incorrecto tratamiento de estos tiene un impacto negativo para el medio ambiente y eso nos perjudica a toda la sociedad mundial.

Nuestra misión es cumplir con las 4R; reducir, reutilizar, reciclar y recuperar. Trabajamos muy duro para alcanzar un modelo de sociedad en la que el reciclaje y la sostenibilidad estén integrados en el día a día, tal y como lo intenta implementar la UE. Situados en pleno centro del cinturón de Barcelona, en Sant Quirze del Vallés, nuestra planta de tratamiento de RAEE analiza todas las fases del ciclo de vida de los productos que entran: la recepción, diseño e incluso la reintroducción al ciclo de consumo a través de nuevos productos.

economía circular

Por qué debes que cambiar a una economía circular en una compañía

Uno de los motivos para apostar hacia una economía circular es el aumento de la demanda de materias primas y la escasez de recursos. Varias materias primas cruciales son finitas y, como la población mundial crece, la demanda también aumenta, y la mala gestión de estos residuos es perjudicial para las personas y el medioambiente.

Otra de las razones es la dependencia de otros países: algunos países de la UE dependen de otros países para sus materias primas, y lo que puede derivar en la explotación de países tercermundistas.

El impacto en el clima es otro de los factores. La extracción y el uso de materias primas tienen importantes consecuencias medioambientes, aumenta el consumo de energía y las emisiones de dióxido de carbono (CO2), mientras que un uso más inteligente de las materias primas puede reducir las emisiones contaminantes.

5 claves para implementar la economía circular en una empresa

  • Analiza tu actividad bajo la perspectiva de los flujos (materiales y energéticos).
  • Identifica dentro de tu empresa qué flujos se pueden aprovechar y/o posar en valor.
  • Identifica en tu entorno qué potenciales colaboraciones se pueden establecer para fomentar el cierre de ciclos.
  • Evalúa la viabilidad técnica y económica de aplicar las estrategias de economía circular identificadas.
  • Implementa la estrategia a pequeña escala y haz un seguimiento para escalarla en la medida posible.

Leave a Reply